Las coberturas de precios de los metales y el COVID-19

Compartir

Compartir

La reciente crisis desatada por el virus COVID-19 ha afectado prácticamente a la totalidad de mercados e industrias a nivel mundial. La minería no ha sido ajena a ello, y además de las restricciones logísticas y operativas existentes, se enfrenta a un escenario sombrío adicional por un periodo de tiempo incierto. La recesión que se cierne sobre el mundo ya viene golpeando a la industria minera con menores precios de los metales, los cuales presentan importantes desafíos en la continuidad de la vida operativa de esta actividad tan importante para nuestra economía.

Previendo situaciones como esta y otros vaivenes que traen los mercados a la industria minera, resulta de enorme importancia poder tener una protección efectiva contra la caída de los precios de los metales. La forma más adecuada viene a través de las coberturas de precios. Sin embargo, el poco conocimiento de estos instrumentos hace que muchas empresas mineras no los utilicen y queden expuestos a las variaciones de precios con consecuencias sumamente graves como es el caso actual.

Y es que la idea tradicional de una cobertura se conceptualiza como la fijación de un precio definido, del cual no hay escapatoria en caso el mercado esté por encima de ese nivel. No obstante, las coberturas disponibles en el mercado en la actualidad, no solo permiten poder tener rangos amplios de aprovechamiento de las subidas de precio manteniendo la protección a la baja, sino que también brindan una opcionalidad de usarlas solo cuando son necesarias. Esto nos garantiza que cuando los precios de los metales estén en niveles por encima de los precios que queremos asegurar podamos, aun con coberturas, aprovechar los beneficios de una subida de precios.

En mercados tan volátiles y desconocidos como los actuales, es muy riesgoso dejar la viabilidad de una operación minera en manos de la incertidumbre a la que los precios de los metales nos exponen. La tranquilidad de poder diluir ese riesgo en gran medida, permite a los altos directivos de las empresas mineras enfocarse en lo más vital y único de cada operación como es la parte geológica, metalúrgica y de administración de recursos a fin de mantener los menores costos posibles, optimizando la rentabilidad en comunión con estrictas políticas de protección del medio ambiente.

Si estás interesado en temas como el descrito en este artículo, te invitamos a prepararte en Educación Ejecutiva de UTEC en nuestra próxima edición del Programa en Comercialización y Logística Minera. Más información aquí.

 

* Autoría del artículo: Paolo Cabrejos, Licenciado en Administración de Empresas por la Universidad del Pacífico. Con 20 años de experiencia en comercialización y logística minera. Expositor del Programa en Comercialización y Logística Minera de Educación Ejecutiva de UTEC.

Publicado el: 
17 de Abril